Merlin Hub
octubre 2020

LOOM, la marca de espacios de trabajo flexibles y colaborativos de Merlin Properties, ha inaugurado recientemente un nuevo espacio en Torre Chamartín, uno de los activos integrados dentro de Merlin Hub. Este espacio, domotizado y equipado con la última tecnología, cuenta con una superficie de más de 1.000 metros cuadrados y capacidad para 126 puestos de trabajo fijos y flexibles. Además, dispone de varios despachos, salas de reuniones, áreas de descanso, un espacio multifuncional y una espectacular terraza con privilegiadas vistas 360 sobre Madrid.

LOOM Torre Chamartín dará soporte de manera preferente a todos los usuarios de Merlin Hub, que tendrán en este nuevo espacio flexible un lugar donde celebrar eventos, reuniones, workshops, etc. A través de la app de Merlin Hub, los usuarios podrán realizar todas las gestiones necesarias para utilizar los espacios flex de LOOM a través de herramientas como LOOM Passport o las bolsas de horas. 

Con esta nueva apertura, LOOM suma ya siete coworking en Madrid, la séptima en total en la capital, donde ya cuenta con los espacios de Tapices, Huertas, Princesa, Eucalipto, Salamanca y Pozuelo. Esta cifra seguirá aumentando a lo largo 2020 hasta alcanzar los 11 espacios previstos. La compañía ha comenzado su desembarco en Barcelona con la apertura de LOOM Torre Glòries en 2019, LOOM Cornellá en 2020, y los recientes anuncios de LOOM Ferretería, en 22@, y LOOM Plaza de Cataluña. Ambos estarán operativos en el primer trimestre de 2021. Entre todos superarán los 23.000 metros cuadros y tendrán capacidad para albergar más de 2.300 usuarios.

Uno de los mayores hitos de MERLIN en 2019 ha sido la efectiva integración de LOOM en la plantilla. Consciente del valor añadido que esta diversidad y experiencia diferencial del equipo de LOOM podía aportar al capital humano de la compañía, desde MERLIN se apostó por retener a los profesionales, ofreciendo a los empleados de LOOM las mismas condiciones laborales con las que cuentan los profesionales de MERLIN, proporcionando una mayor estabilidad laboral, con el 100% de contratos indefinidos y el acceso a mayores beneficios, como el seguro de salud y de vida, los programas de formación y el plan de retribución flexible. Asimismo, se han impulsado iniciativas de colaboración e integración de los equipos, a través de visitas a las instalaciones o de la invitación a eventos y actividades en los centros de coworking para extender esta cultura de comunidad y apertura que caracteriza a la filosofía de LOOM. A pesar del gran reto que suponía la integración de fórmulas de trabajo tan heterogéneas, los profesionales de ambas organizaciones han demostrado su elevada versatilidad y capacidad de adaptación, percibiendo este proceso como una oportunidad de crecimiento y aprendizaje mutuos que ha permitido identificar y aprovechar rápidamente las sinergias actuales y potenciales entre los equipos.